24 ago. 2012

MONGOLIA

Empieza otro viaje...
y qué es la vida sino un gran paseo por el jardín de los sentidos,
un acertijo sin resolver
escondido en el laberinto de los pensamientos,
un descenso por el río de las emociones...
atravesamos rápidos de aguas furiosas,
lagos de cristalina quietud,
y al final de todo...el mar.
o era al principio?

Sea como fuere, aquí estoy, en otro viaje dentro del gran viaje que es la vida, quien, como una muñeca rusa, esconde en su interior a sus hermanas pequeñas, silenciosas todas ellas. Y ahí voy yo, abriendo una y otra y otra, en busca de algún secreto, un no sé qué que sólo encuentro cuando dejo de buscar,
pues estuvo siempre dentro de mí.



Ulaanbaatar es una de tantas bellas durmientes
que recién despertó creyéndose princesa.
La enfermedad occidental pasea por sus calles
en forma de niñas con tacones,
ropa de marca, móviles 3G,
bolsos enormes y maquillaje hasta en los pies. 
Los chavales van engominados
y vacilan al turista despistado.
Llegó el Capitalismo,
llegó la Democracia,
ese monstruo disfrazado
cuyo lado oscuro se revela
en el rostro del borracho
que balbucea descamisado.

La miseria se amontona
en los barrios olvidados
que rodean el espejismo
con el que nos embelesamos.

Triste es el despertar
del gigante que dormía tranquilo,
le obligan a cambiar
sus antiguas tradiciones
que no por viejas
son mejores ni peores,
pero que quedan inscritas
ya sin remedio
en la lista de las especies
en peligro de extinción.

Ahí va otra promesa
del blanquito salvador:
"olvídate de ser,
tener es mucho mejor".

Si al menos fuera
sincero el consejo...
pero no es más
que la maquinación perversa
de un vil saqueador.

Buena suerte mongoles,
vigilad vuestras amistades
pues no tienen escrúpulos
y se creen mejores.




¿Por qué parecemos tan diferentes,
si las golondrinas que sobrevuelan el patio de mi casa
parecen las mismas que pintan el azul del cielo mongol?




Esta tarde me hice amigo de un policía. Iba paseando tranquilamente por la calle cuando un hombre me saludó en inglés. Entonces yo le contesté en mongol ("Sambano" que significa "Hola") y ahí empezamos a charlar. Le hizo mucha gracia mi barba, y me dijo que si quería encontrar novia debería afeitarme. No es el único al que le llama la atención mi aspecto. Aquí todo el mundo me mira cuando se cruza conmigo. No sé si es por la barba, por los pantalones cagados o por las bambas llenas de agujeros...o por las tres cosas.
El caso es que los niños se parten de risa cuando me ven y avisan corriendo a sus papás. Los adolescentes ponen cara de burla y comentan entre ellos. Las jovencitas dibujan una tímida sonrisa y cuchichean vete a saber qué. Y la gente mayor y los adultos ponen cara de asombro y me repasan de arriba a abajo. Debo de resultar exótico.
Al principio me daba vergüenza, pero poco a poco me fui animando, y ahora ya voy por la calle cantando armónicos...y ahí sí que ya flipan.
A un niño le ha encantado y se ha puesto a imitarme mientras su mamá se ponía roja como un tomate.
En fin, que con el poli fuimos a ver una expo de gers (yurtas mongolas), le enseñé mis dibujos y nos despedimos.




En general en Mongolia creen en dos dioses: el Cielo, que es el padre, y la Tierra, que es la madre. Los seres humanos y los animales son sus hijos. También existe el budismo y otras religiones minoritarias, pero lo más común es el chamanismo.
Yo creo que el ser humano es la unión de lo absoluto y lo concreto, la eternidad y el momento presente.
Venimos de una gran mente infinita, del alma universal, de la energía pura, y se nos brinda la oportunidad de encarnar en un alma única e individual y en un cuerpo físico para experimentar este mundo de sentidos, pensamientos y emociones, y trascenderlo.
Y así unir la eternidad con el aquí y el ahora.




Cuando el sol baja
y las sombras se alargan
la naturaleza muestra
su cara misteriosa.
Tímida ella,
nos insinúa su belleza
en un juego de luces y sombras
obsequiado desde el cielo
por el dios sol,
astro rey, director de orquesta...
Y uno se siente parte
de la gran sinfonía de la vida.




sambano=hola
bairla=gracias
bairlsta=adiós




Aquí la tierra no es de nadie. Es el hombre el que pertenece a la Tierra. A veces es dura y exigente, y siempre salvaje, pero es la madre que cuida a sus hijos y les da y les enseña.

aj=brother
ictch=sister
tu=young
ao=father
ech=mother
kirpulz=family
emé=grandmother
ovó=grandfather
bi ni=my
chi ni=your




Uno no puede escoger lo que le sucede,
pero sí puede vivir lo que la vida le trae.
Tenemos la oportunidad de sentir,
no de escoger lo que sentimos.
Y es responsabilidad nuestra aprovechar las oportunidades.
Lo demás está fuera de nuestro alcance, nuestro poder y nuestra capacidad.
Así que no es asunto nuestro.




La suave brisa trae una dulce sombra que avanza despacio y acaricia el paisaje.
Un verde manto espolvoreado con roca volcánica.
A un lado el bosque pardo escala la montaña,
en el llano el ganado se alimenta del pasto
y al fondo una ger, la reina del valle,
se viste de blanco.


----------


Muchos nómadas
huyen del duro invierno estepario
y al llegar a la ciudad
encuentran el desarraigo...
¿qué es más frío,
el invierno o la soledad?




Una sola vida humana debería ser más importante que todo el dinero del mundo. Es más, la vida de cualquier ser vivo debiera ser más importante que todo el dinero del mundo. Algunos pensarán que esto es una locura. Pero lo que de verdad es una locura es que las cosas no sean así.




Bajando hacia el corazón del Gobi uno va recorriendo la inmensa llanura desértica. De pronto una loma hace que el horizonte se acerque tanto que uno casi puede tocarlo, y parece que en cualquier momento la Tierra se vaya a terminar y uno vaya a caer al vacío, como cuando creían que la Tierra era plana. Pero entonces alcanzo la cima de la loma y un nuevo horizonte aparece a lo lejos, inalcanzable, y engrandece el paisaje. Y así, con cada nueva loma, el paisaje crece y se encoge en una sucesión que parece no tener fin hasta que llegamos a un gran cañón, impresionante y sobrecogedora creación de la naturaleza. Tsagaan Suvarga.


----------


No soy ni mejor ni peor que nadie.
Tansólo soy lo que hago en cada instante.
Y en cada momento hago algo diferente,
pues como todo, también yo cambio constante-mente.




Uno no es consciente de la suerte que tiene de estar sano hasta que deja de estarlo. Ayer probé la sangre de cabra, y estaba sorprendentemente rica! No sé si fue por eso, o por los repetidos menús a base de carne frita, o por los tés con leche y sal, pero hoy desperté con tremenda diarrea. No es la mejor manera de afrontar una jornada a través del desierto, pero es lo que me ha tocado, así que aguantaremos!
Y de pronto, en mitad de la nada, una rueda dice basta...


----------


Aquí, en mitad del desierto, la naturaleza se simplifica tanto que se ve reducida a una delgada linea que nos rodea, infinita ella, separando Cielo y Tierra, padre y madre de los mongoles. Y es en ese horizonte donde, como un espejismo, se nos aparecen la vida y la muerte, hermanas gemelas que bailan juntas la danza más ancestral. Y me aborda la sensación de que todo aquello que uno considera la realidad no es más que un sueño. Y que este espejismo, esta visión, es en verdad lo único real...o será que la diarrea se me subió a la cabeza?




arh pitig=ying and yang

Creo que soy como un espejo, o que se me da bien hacer de espejo. Y un buen espejo tiene que estar bien limpio para reflejar lo que tiene delante. Porque la suciedad distorsiona lo que está siendo reflejado. Así que cuanto más limpio y menos grietas mejor.
Como un lago. Cuanto más en quietud esté el agua mejor reflejará el cielo, y mejor se verá el fondo también. La quietud del agua le sirve al cielo para verse reflejado, pero también beneficia al propio lago, pues así puede mirarse hacia adentro y ver qué hay en el fondo.
Además, una cualidad fundamental, y que forma parte de la esencia de un espejo, es la neutralidad. Un espejo no juzga, sólo refleja.
En este sentido el desierto del Gobi es un muy buen espejo (o lago). El paisaje y las formas de vida se simplifican tanto, hay tanta quietud, tan poco que ver y que hacer, que uno no puede esquivar el irremediable encuentro consigo mismo.


En este desierto
voy tras el yo más profundo
y encuentro el vacío, la nada.
No hay yo,
no hay profundo.
Sólo piel y arena,
el Cielo y la Tierra
(el aire en los pulmones
el agua de la lluvia
el calor del sol
y la sangre de mis venas).


Sin comida, sin agua
sin nada que me distraiga,
ni yoga ni perro ni flauta.


----------


...más fresco, más niño,
más libre, más ligero,
más sano, más sincero...
aprendí a vivir
con los ojos bien abiertos,
también el corazón,
por supuesto.
Cada nuevo día
dejo a un lado la mente
aprendo a vivir el presente
y comprendo un poco más
que vida y muerte
no son algo diferente.




tsugur tsugur=you are welcome
chon=wolf
bi hovd span hunk=i am spanish
ocllo ni men=good morning
olsz=mountain
bará=rain
tsajan amrare=good night
orong=country
umus=people
uhur=cow
mad=tree
ae=forrest
tsarlag=yak
tseilg=wind
narr=sun
sarr=moon
satanja=rainbow
irkté=man
imkté=woman
ahún=girl
tom=big





yu en da, hama=how are you, my friend?
sain, ta sambano=fine, and you?
ucllu ni men=good morning
chi ni neh empé=what's your name?
naimag Victor ketec=my name is Victor
tsajan=nice
yafstray tatolsa=let's go guys
bi ositchbae=i'm hungry
ta=you
chi=young you
bi=me
tsajan hozben=nice meal
tim/timee=yes


----------


...salvaje, lejana, inhóspita, inaccesible, deshabitada, virgen, inmensa...


----------


...solo con la naturaleza y la compañía de los animales que la habitan, haciéndome amigo del silencio...
y de los elementos.


----------


Dicen que Mongolia es uno de los países que más va a crecer en los próximos años. Las empresas extranjeras se instalaron hace no muchos años, con la llegada de la democracia. El problema, como siempre, es que la democracia nunca viene sola. Detrás suyo llega corriendo el capitalismo, con su libre mercado y sus prácticas colonialistas. Así que cada día aparecen nuevas empresas y compañías privadas con la intención de explotar los recursos del país y llevarse los beneficios a su casa. Como hacen en todas partes, vamos.
Bayaraa me contó que un día, hace unos diez años, volvía de pescar y se encontró un trozo enorme de oro, un lingote de unos dos palmos de grande. Se lo enseñó a su madre, y ésta. a su vez, se lo llevó a una compañía minera rusa. No les dieron nada a cambio, y ahora sus padres trabajan para esta compañía. Parece ser que Mongolia es muy rica en oro y otros recursos naturales, pero las principales empresas que los explotan son rusas, chinas y canadienses. Más la que están por llegar.




Dejo el corazón del Gobi hacia el oeste...el paisaje se vuelve más montañoso, verde y rocoso. Sigo el cauce de un río seco cuyo fondo es de una arena azul oscuro con tonos grisáceos, como del color de las nubes de tormenta que me acechan. Atravieso las montañas, y de nuevo el ocre de las cremosas dunas. Voy camino de Khongor.


---------


Bayaraa dice que está gordo (y lo está). Yo le digo que coma más verdura y menos carne, y él me dice que lo intenta, pero que si pasa dos días sin comer carne sueña que se come una vaca entera.




De camino a Orkhon avanzo flanqueado por grandes montañas cubiertas a ratos por tupidos bosques de cedros pardos, atravieso valles verdes coloreados por el amarillo y el lila de las flores silvestres. Y cantan los grillos, y las ardillas corretean nerviosas, y una brisa suave me viene siguiendo, y cantando peina este hermoso lugar.


----------


Aquí subo grandes montañas desnudas, cubiertas tansólo por un verde manto. Y al llegar a la cima la vista es tan abrumadora que no puedo evitar lanzar un profundo suspiro, y el corazón se me encoge (o se me agranda, qué sé yo). Me siento a descansar en las enormes faldas de la Madre Tierra, y ella me acoge en sus brazos y me acuna...y siento seguridad, gratitud y paz.





En la cascada de Orkhon cientos de golondrinas surcan el cielo todavía azul al atardecer, y celebran la puesta de sol cantando su vieja canción. Algunas vuelan enloquecidas sobre el estruendo del ojo de agua. Y no me extraña. Si cierro los ojos también a mí me hace volar. Y viajo tan lejos que me pierdo. Y de pronto me sorprendo recordando. Y pienso en ti, y en un viejo faro, en la luna llena...y en que me he enamorado.




Iba yo tranquilamente a echar un meo en mitad del valle cuando, justo al dejar mi libreta en el suelo, cientos (de verdad, literalmente) de ovejas y cabras que pastaban por ahí corren hacia mí y me rodean. Algunas se me quedan mirando fijamente, otras me huelen con curiosidad, e incluso alguna atrevida prueba el sabor de mis pantalones.

boo=shaman
tsaaren=man shaman
otrang=woman shaman
bi tza omarpe=i want to drink tea
sutzerpe=milk tea
naitz=friend
khar kheree=cuervo negro
hurjun=beautiful
mogoe=snake

Tsagaan Nuur. El lago blanco. Me siento en el verde de la orilla. El sol calienta mi cara. La suave brisa me despeina. Cierro los ojos. Escucho las gaviotas reír...hola Cadaqués, no te olvides de mí...
y un cormorán se acerca a saludar.




A mi paso las mariposas alzan el vuelo y las ardillas cruzan nerviosas el camino saludando con sus colas molonas...


----------


En Mongolia el cuervo simboliza los fantasmas, es el animal que encarna y lleva a los espíritus ante el chamán cuando éste los llama.


----------


Khorgo, el volcán dormido,
gobierna el negro valle,
manto de roca y ceniza
en el que asoman cedros audaces.




Este país no da tregua. Es tal su belleza que si no me marcho pronto creo que mi corazón explotará. Ahora entiendo por qué hay tantos nómadas. Si yo viviera aquí también lo sería. Hay tantos rincones especiales, tantos lugares bonitos, que es difícil escoger uno en el que quedarse.
Cuando uno se sienta a observar una puesta de sol, los últimos rayos iluminan de tal forma el valle que uno tiene la sensación de no haber visto nunca un verde tan verde ni un brillo tan brillante, y de pronto todo resulta tan luminoso y claro y perfecto que es como si el tiempo se parase y el espacio desapareciera, y entonces uno se funde con el universo y toda la creación en un instante eterno.
Mongolia es un encuentro constante con lo sublime, una oportunidad tras otra de experimentar el infinito, de sumergirse en el aquí y ahora, de disolver el yo y sentir en un segundo toda la eternidad.
Eso es para mí Dios. En Mongolia uno se encuentra con Dios en todas partes. Sólo hay que estar atento.




Mongolia
eres la madre de todas las lobas
el fin del mundo
y el principio también
sangre, carne
leche materna
tierra salvaje
noches oscuras
antiguos chamanes
yaks, camellos
pastores de renos
ojos pequeños
guerreros del sol.


Mongolia
mujer barbuda
araña peluda
la amas, la temes
te atrapa en sus redes
y si la escuchas atento
te dice quién eres.


----------


Mi nombre es nadie
soy aprendiz de brujo
el cóndor es mi padre
antes de cuervo fui paloma.
Soy mitad hogareño
mitad nómada
y algún día seré salvaje.


----------


Tú no te acuerdas, pero hace mucho tiempo, en otra vida, estuvimos juntos. Vivíamos en el campo, cultivábamos la tierra, teníamos animalitos...y dos niños muy pequeños. Tú eras una jovencita hindú, tan morena y tan bonita como ahora. Y yo un joven soldado mongol, del ejército de Chinggis Khan. Éramos muy felices. Todo era perfecto.
Pero un día, en el campo de batalla, fui herido de gravedad. Una lanza enemiga me alcanzó el pecho. Fue una herida mortal, y muy dolorosa. Pero lo que más me dolió fue no poder envejecer junto a ti, ni ver crecer a mis dos hijos. Me llenó de rabia no poder siquiera despedirme. Y me sentí profundamente culpable por dejarte sola con ellos.
Pero la vida me brinda ahora la oportunidad de sanar esas heridas. Por eso te he encontrado. Por esos nos hemos reencontrado.
Tú no lo sabes, pero un día estaremos juntos. Viviremos en el campo, cultivaremos la tierra, tendremos animalitos...y dos niños tan morenos y tan bonitos como tú. Y esta vez sí, veré crecer a mis hijos. Y esta vez sí, envejeceré junto a ti.


bi chom her te Mongolia=i love you Mongolia














2 comentarios:

Anónimo dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
Anónimo dijo...

ja tinc ganes de veure la Índia desde els teus ulls.. Seria un gustarro